Cuídate del frente frío y sus efectos.

Muevete en bici 2016-01-24 11-22-39

Para prevenir sus efectos en la salud, antes y durante de la época de frío, se recomienda abrigarse bien y evitar los cambios bruscos de temperatura; consumir frutas y verduras ricas en vitamina A y C, como zanahoria, papaya, guayaba, naranja, limón y piña entre otras, e ingerir una mayor cantidad de líquidos sin alcohol durante esta temporada.

Es muy importante cuidarse, y principalmente a los niños menores de 5 años, a los adultos mayores de 65 y a todas aquellas personas que padecen alguna enfermedad crónica.

 

 

Cuídate del frente frío y sus efectos.

DSC01374

Si estás enfermo hay que quedarse en casa, reposar mucho, comer bien y tomar abundantes líquidos. Seguir las instrucciones y tratamientos médicos completos es muy importante para evitar complicaciones, así como evitar la automedicación. La aplicación de vacunas contra la gripa e influenza es necesaria sobre todo en niños, personas vulnerables a enfermedades respiratorias y personas mayores.

 

Si tienes mucho frío:

  • Realicen ejercicios físicos, mediante movimientos como correr, saltar, mover brazos y piernas.
  • Beber líquidos calientes en abundancia.
  • Cubrirse y colocarse bajo techo.
  • Sumergir las extremidades afectadas en agua muy tibia.
  • Acudir a una clínica u hospital lo antes posible, para evitar hipotermia.

 

Durante las heladas:

  • Es importante tener cuidado con los sistemas de calentamiento para que evitar intoxicaciones y muerte por gases como el bióxido de carbono.
  • Permanecer en casa lo más que se pueda y al salir usar ropa gruesa en todo el cuerpo.
  • Mantener el cuerpo seco, retirando la ropa húmeda que enfría rápidamente al cuerpo y si la persona empieza a temblar hay que taparla bien.
  • Si sale de su casa, apague, chimeneas, braseros y calentadores y por ningún motivo deje que los niños y ancianos se acerquen a ellas.
  • Evite consumir bebidas alcohólicas, ya que estas ocasionan que el cuerpo pierda calor rápidamente.

  • Vestir con ropa gruesa que cubra todo el cuerpo, evitando la ropa ajustada y utilizando calzado cerrado.
  • Al salir, cubrir bien la boca y nariz para evitar la entrada de aire frío a los pulmones.
  • Colocar en la cama suficientes cobijas sobre todo durante la madrugada.
  • Comer alimentos ricos en grasas para incrementar la resistencia al frío.
  • Comer frutas y verduras amarillas ricas en vitaminas A y C. Entre las de temporada que aportan vitamina A, se encuentran: zanahorias, espinacas, coles de Bruselas, tomates, lechuga, brócoli, melón, mango, melocotón y ciruelas.
  • Entre las que contienen vitamina C, están el jitomate, la coliflor, el apio, perejil, coles de Bruselas, pimiento verde, nabo, fresas, limón, naranja, mandarina, toronja, guayaba, grosella y kiwi.
  • Dado que los bebés pierden temperatura más rápido que los adultos, hay que tenerlos bien tapados pero vigilando que el peso de las cobijas no afecte su libre respiración.
  • Almacenar agua potable, alimentos enlatados.
  • Evitar acudir a sitios en donde haya fumadores o personas enfermas.
  • En caso de frío extremo, las personas deben colocarse unas pegadas a otras, para compartir el calor corporal.

 

¿Como le haces para cuidarte del frío?

¿Que te parecio el contenido?